lunes, octubre 29, 2012

Fiebre del ladrillo

El reloj marca la una. Ella intenta hacerse a la madrugada, de pasarla lo más rápido posible. Lo intenta en vano. Tirita por tercera vez. Él enciende de nuevo la luz del pasillo. Abre la puerta de su habitación. Ella se hace la dormida otra vez y oye sus pasos, muy cerca ya. Vuelve a poner la mano en su frente, suave. Y de seguido ese beso que le sabe a gloria, mejor que nunca. No se siente bien, pero ha decidido que no le dará más dolores de cabeza, quiere que descanse, que duerma. Esta tarde, cuando escuchó esa palabra, comprendió que algo no iba bien al ver la cara de Papá. ¿Qué querrá decir desahucio?

5 comentarios:

  1. Desahucio? Deshacer? Quebrar? Romper? Stop. Manucha

    ResponderEliminar
  2. Tú sí que sabes Manucha. ¡Eres más lista que los ratones coloraos!

    ResponderEliminar
  3. No es un tema para frívolizar Abel. Manucha

    Mi anterior comentario es un humilde homenaje a la plataforma Stop desahucios.

    ResponderEliminar
  4. Ni mucho menos frivolizo Manucha, ni mucho menos... Parece ser que no entendí correctamente tu comentario.
    Desde el principio, y ahora, aquí he puesto mi granito de arena en apoyo no solo de esa asociación, sino de cualquier afectado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muya bien Abel. Paz y Apoyo.

      Manucha

      Eliminar